En anteriores artículos, hemos destacado la importancia de elegir bien el material deportivo con el que juegas a pádel. Es fundamental tomar una buena decisión al escoger la pala de pádel. El objetivo es potenciar al máximo los puntos fuertes de tu juego.

En este artículo, vamos a centrarnos en la que muchas veces es la olvidada de los deportes de raqueta. Nos referimos a la pobre hermana fea a la que nadie hace caso, la pelota de pádel. Al contrario de lo que muchos jugadores opinan, jugar con unas pelotas de pádel de buena calidad y en unas buenas condiciones es tan importante como jugar en una buena pista y con una buena pala.

Todos conocemos a ese tipo de jugador que lleva una pala de más de 500€ y juega con bolas Artengo. No es que sean unas bolas malas, de hecho son perfectas para principiantes y para entrenar y mejorar golpes, porque son muy duras y tienen una gran resistencia al paso del juego, pero en un partido serio nunca darán la talla.

reserva padel pista

 

Características que deben reunir las bolas de pádel

Antes de nada, vamos a determinar las características que deben tener unas bolas de pádel para estar aprobadas según la Federación Internacional de Pádel (FIP):

  • Para que unas pelotas de pádel sean aptas para ser utilizadas en un torneo oficial o amateur de pádel, siempre tendrán que estar homologadas por la Federación Internacional de pádel, según a unos requisitos fijos.

 

  • La pelota de pádel se define como una esfera hecha de goma, con una superficie exterior hecha con fibra sintética uniforme, de color blanco o amarillo. Este año han salido unas nuevas bolas rosas de la marca NOX. Su objetivo es colaborar contra el cáncer de mama, y está empezando a disputarse algún torneo con ellas.

 

  • El diámetro de una bola de pádel deberá medir desde 6,35 centímetros hasta 6,77 cm. Por otro lado, su peso puede oscilar entre los 56,0 y 59,4 gramos. Esto es muy positivo, porque en lugar de dar unas características específicas, da una horquilla. Así hay más variedad de pelotas de pádel y, por lo tanto, mayor calidad para el jugador.

 

  • Para determinar el rebote que deberá tener la bola, ésta se lanzará desde una altura de 2,54 metros hacia una superficie dura, y al rebotar, deberá alzarse hasta una altura de entre 135 y 145 cm.

 

  • La presión interna de la pelota de pádel deberá estar entre 4,6 Kg y 5,2 Kg por cada 2,54 cm cuadrados.

 

  • Como curiosidad, añadir que el pádel es un deporte que se juega principalmente en España, Portugal y Sudamérica. Este continente tiene una altitud media muy elevada que afecta al rendimiento de las bolas. Al jugarse a más de 500 metros de altitud, las bolas con las que se juegue serán idénticas en todos los aspectos, salvo en el rebote, que descenderá hasta situarse entre los 121,92 y los 135 cm.

 

Las mejores pelotas de pádel del mercado

Y ahora sí, vamos a destacar cuáles son las mejores bolas de pádel para cada situación de juego:

 

Head Padel Pro

Las Head Padel Pro son las elegidas por la mayoría de jugadores de pádel. Se consideran las mejores que hay a día de hoy en el mercado a nivel de prestaciones. Además, son las bolas oficiales para el World Padel Tour durante los últimos años. Tanto profesionales como espectadores están muy contentos por sus prestaciones y espectacularidad.

Ofrecen mucho control en el juego y un gran bote, además de una gran potencia. Se adaptan fácilmente a todo tipo de jugadores, aunque para sacarles todo el partido, debes tener un nivel intermedio. Su único inconveniente es su precio en relación a su durabilidad. Por desgracia, su estado óptimo solo dura unos 3-4 partidos máximo.

Son las bolas más extendidas en la mayoría de clubes de pádel por su versatilidad y prestaciones. Su calidad es máxima tanto en pistas al nivel del mar como a 500 metros de altitud. Puedes disfrutarla en días secos o de humedad, y en temporada de verano o fríos días de invierno. Durante los últimos meses se ha extendido el rumor de que han reducido la calidad del exterior de la bola para limitarlas a 3 partidos. Lo cierto es que eso no ha afectado a que sigan siendo las reinas del pádel.

 

Vision

Entre 2006 y 2012, fueron las pelotas de pádel oficiales del World Padel Tour.  Luego, fueron relevadas por las Head Padel Pro. Seguramente sean las bolas más divertidas a la hora de jugar. Son rapidísimas y tienen un rebote muy potente. Si quieres jugar puntos espectaculares, estas son las bolas que debes escoger. Pesan poco y dan sensación de ligereza, pero tienen menos control. Por eso, fueron sustituidas en el WPT con el objetivo de alargar los puntos.

 

Slazenger Club Padel

Son unas bolas muy utilizadas en torneos amateur. Se usan en gran cantidad de partidos, por su enorme durabilidad. No ofrece un gran rebote, pero sí un control muy decente y una potencia digna. Es una bola de pádel que no destaca en ningún aspecto, pero que da la talla de sobra en todos. Su único problema llega en partidos con humedad, ya que el pelo se desgasta muy rápido.

 

Dunlop Padel Team

Como en el caso de las Head Padel Pro, son las otras pelotas de pádel más utilizadas en los clubes. Ofrecen unas prestaciones muy buenas a un precio muy económico. Es de las mejores marcas en relación calidad-precio, después de las que vamos a hablar a continuación. Bola rápida y muy divertida, pero con poca durabilidad.

 

Bull Padel Premium Pro

Muy probablemente la mejor bola en relación calidad-precio. Su calidad es ligerísimamente inferior a las Head Padel Pro y su precio más económico. Quizás en un bote no se note tanto. Sin embargo, si eres de los incondicionales que juegan dos o tres veces a la semana terminas notándolo.

Ofrecen una gran velocidad y mucho control. Unido a una durabilidad mayor a la de las Head, lo que incrementa la diferencia en relación calidad-precio, son unas serias competidoras. Si las Head son las reinas, las Bull Padel son las princesas.

 

Esperamos, como siempre, haberte ayudado. Ten muy en cuenta los consejos que te hemos dado la próxima vez que vayas a reservar tu pista de pádel con Playtomic.